oracion de la noche

Oración de la noche para dormir

Buenas Noches, Señor,
descansamos bajo tu protección,
somos bendecidos con tu amor
y tu cuidado. Te damos gracias
por estar con nosotros.
Gracias por cuidar a mi familia,
por estar con nosotros
en este hogar que dedicamos para ti.

Te pido Señor que en paz nos acostemos,
que durmamos con la confianza
que la bendición viene de ti,
la paz y la fortaleza de nuestro corazón.
Gracias por cada uno en mi familia,
por sus planes para el futuro,
que esos planes sean dados en tu voluntad
que es agradable y perfecta.


Oracion de la noche para niños

Ángelito de mi guarda, dulce compañía, no me desampares, ni de noche, ni de día, no me dejes solo que me perderia, hasta que descanse en los brazos de Jesús, José y María.


Oracion de la noche cristiana

Señor, si por las noches
me refugio en Ti, estoy convencido
que despertaré con un gozo y paz
profundos inigualables.
Sé mi paz y mi compañía en este
momento. No permitas que la
desesperación, los problemas
o los afanes del día impidan que me
refugie y descanse en Ti.
Bendíceme y a quienes amo.


 

Oracion catolica para antes de dormir

Padre mío, ahora que las voces se silenciaron y los clamores se apagaron, aquí al pie de la cama mi alma se eleva hasta Ti, para decirte: Creo en Ti, espero en Ti, te amo con todas mis fuerzas, Gloria a Ti Señor.

Deposito en tus manos, la fatiga y la lucha, las alegrías y desencantos de este día que quedó atrás.

Si los nervios me traicionaron, si los impulsos egoístas me dominaron, si di entrada al rencor o a la tristeza, ¡Perdón, Señor!. Ten piedad de mí.

Si he sido infiel, si pronuncié palabras vanas, si me dejé llevar por la impaciencia. Si fui espina para alguien ¡Perdón, Señor!. No quiero esta noche entregarme al sueño, sin sentir sobre mi alma la seguridad de tu misericordia, tu dulce misericordia, enteramente gratuita, Señor.

Te doy gracias, Padre mío, porque has sido la sombra fresca que me ha cobijado durante todo este día. Te doy gracias porque, invisible, cariñoso, envolvente, me has cuidado a lo largo de estas horas.

Señor, a mi alrededor ya todo es silencio y calma. Envía el ángel de la paz a esta casa. Relaja mis nervios sosiega mi espíritu, suelta mis tensiones, inunda mi ser de silencio y serenidad.

Vela sobre mí, Padre querido, mientras me entrego confiado al sueño, como un niño que duerme feliz entre tus brazos.

En tu nombre Señor, descansaré tranquilo.

Amén, Así es y Así será…


 

Oracion a cristo para la noche

Cristo, Señor de la noche,
que disipas las tinieblas:
mientras los cuerpos reposan,
se tú nuestro centinela.

Después de tanta fatiga,
después de tanta dureza,
acógenos en tus brazos
y danos noche serena.

Si nuestros ojos se duermen,
que el alma esté siempre en vela;
en paz cierra nuestros párpados
para que cesen las penas.

Y que al despuntar el alba,
otra vez con fuerzas nuevas,
te demos gracias, oh Cristo,
por la vida que comienza. Amén.

Deje sus comentarios

*